Es una de las plantas más famosas, debido a sus increíbles colores y a la belleza de sus flores. Deben cultivarse preferiblemente, en interiores porque necesitan de cuidados especiales. Lo que las hace ideales, para decorar zonas internas de la casa como salones o diferentes estancias. 

Su nombre corresponde a un género de 50 especies, entre plantas herbáceas y pequeños arbustos todas provenientes del sur de África. Se plantan desde semillas y son puestas en macetas. Si las mismas, se ubican en lugares no demasiado cálidos y alejadas de la iluminación solar directa, suelen durar más tiempo. Requieren de un riego abundante y siempre deben tener el sustrato húmedo.

Sus flores, suelen ser muy parecidas a las de la Margarita y en el centro de la roseta aparece una gran inflorescencia compuesta por infinidad de flores. Sus colores pueden ir desde los rojos, azules, blancos, violetas, rosas, naranja cobrizo hasta los lilas. 

Presentan bordes dentados y a menudo una aureola blanca en el centro. Son pequeñas, ya que su tamaño máximo es de 45 centímetros de altura. Aunque a la vista parecieran ser más altas, porque crecen erguidas y con una floración muy vigorosa en la parte superior de la planta. Sus hojas se encuentran en la parte inferior, son de color verde oscuro, de bastante grosor y acorazonadas.

Al ser una planta tan delicada, se debe tener un cuidado específico para el riego, la luz, el abono, la temperatura del ambiente y su protección ante las plagas. Conoce todos los detallamos a continuación: 

* Riego de la Cineraria:

Lo principal es mantener siempre el sustrato húmedo, ya que la falta de agua marchita sus hojas y provoca la caída de los capullos en flor, acortando la floración de la planta. 

Aquí hay que tener cuidado, ya que tampoco hay que pasarse de agua, porque sino la Cineraria quedará demasiado húmeda, se debilitará y morirá.

Cuando se encuentre en período de floración, será necesario regar todos los días. Y mantener la humedad del ambiente en niveles no demasiado bajos, por eso cuando sea invierno y esté encendida la calefacción, se debe pulverizar agua en la zona donde este colocada la planta, sin que caiga de manera directa sobre ella. 

* Cuidado de plagas:

Sus principales enemigos son tres; los pulgones, la mosca blanca y los gusanos. Así que para evitar en lo posible, su aparición y tener la planta sana el mayor tiempo posible; se debe colocar un producto fitosanitario específico para esta plagas. 

Y en temporada de altas temperaturas, debemos mantener un buen grado de humedad ambiental y pulverizar de vez en cuando la planta. 

* La luz:

La cineraria necesita de mucha luz, aunque evitando siempre el sol directo. Ya que el efecto del mismo, marchitaría y quemaría la planta muy rápido. Se recomienda evitar sitios muy cerca de ventanas o de fuentes de calor como calefacciones o calentadores. Lo ideal es buscar lugares que este bien iluminados de forma natural. 

* La temperatura:

Para evitar que se marchiten rápidamente y sus flores se abran, la planta no debe estar en lugares con temperaturas muy altas. Lo ideal es que estén entre los 16-21 ºC, en lugares frescos, al resguardo de la lluvia y de corrientes de aire frío. Esto hará que dure uno dos meses más su floración.  

* El abono:

Cuando este en época de floración y los capullos se hayan formado, debemos abonarla cada dos semanas para alargar así el período de floración y conseguir el mejor aspecto posible en las flores de la Cineraria.